lunes, 13 de marzo de 2017

Hasta que las estrellas se congelen

Cuanto más leo y aprendo acerca de cómics, más me gustan. Es cierto que hay algunos aspectos del mundo de la viñeta que no me gustan ni un pelo, como pueden ser el fanatismo de algunos aficionados o las verdades absolutas con las que me encuentro de vez en cuando visitando webs.

Pero todo es, para alguien como yo que sólo busca entretenerse y dejar un legado a su sobrino, muy llevadero porque por cada cosa que no me gusta encuentro cien que me fascinan.

Lo que más me gusta de todo es sorprenderme. Aprender cosas nuevas. Historias o anécdotas que alimentan mi curiosidad y me dejan con ganas de saber más.

Actualmente me estoy haciendo con los tomos de Marvel Saga de El Asombroso Spiderman publicados por Panini Comics. Muy a mi ritmo, todo sea dicho de paso: voy por el número 2 y creo que el último que han publicado es el número 12 (sacan uno cada mes o así... la verdad es que tengo bastante trabajo pendiente).


El caso es que me parece una compra obligatoria, con Straczynski como guionista y Romita Junior a los lapices. Me sobran los motivos para recomendarla empezando por el título tan chuclo que tiene el tomo: "Hasta que las estrellas se congelen".

Esta recopilación comienza con el número 36 del segundo volumen de la colección ("Manteneos firmes"), famoso donde los haya por ser el episodio en el que Spider-Man se encuentra con el atentado del 11 de septiembre, y en el que el mismísimo Doctor Muerte llora ante lo ocurrido.


Por si fuera poco, después de esto nos encontramos con el número 39,  titulado "Mientras tanto...", en el que no hay ni un sólo diálogo. Ni uno. Nada. Toda la trama desarrollada a través de textos en pantallas de ordenador, correos electrónicos, notas, titulares de periódicos... una manera espectacular de mostrar la relación entre Peter  y Mary Jane (recordemos que aquí se acababan de divorciar) y la tía May (que se acaba de enterar que su sobrino es la persona a la que más odiaba en el mundo: Spider-Man).

Lo cierto es que esta colección tiene muy bien elegido el nombre: "asombroso".

Si podéis echarle un vistazo, no perdáis la oportunidad de hacerlo. ¡Vuestro sentido arácnido no os lo perdonaría nunca!

«¡Hasta el infinito y más allá!» (Buzz Lightyear).

Etiquetas: , , , , ,

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal